Anuncio

Cómo aumentar nuestras defensas ante la amenaza de virus

Cómo aumentar nuestras defensas ante la amenaza de virus

Los últimos datos sobre el avance del coronavirus han obligado a los gobiernos de distintos países a adoptar estrategias comunitarias de contención activa y defensa epidemiológica. Sin caer en el alarmismo, y más allá de las medidas de ámbito social recomendadas para la población, es el momento de protegerse también a nivel personal.

Da igual que sea el coronavirus o una gripe estacional de las de toda la vida. Influenza, parainfluenza, adenovirus… son virus de fácil propagación y todos los años hay una temporada pico. Según la OMS, las epidemias anuales de gripe causan de 3 a 5 millones de casos graves y entre 290.000 y 650.000 muertes. Parecen cifras alarmantes, pero debemos ser conscientes de que es una situación que se repite todos los años.

En los países industrializados la mayoría de las muertes relacionadas con este tipo de virus se producen en personas mayores, con patologías previas o que atraviesan una situación de inmunosupresión. Ciertamente, las personas de edad deben tomar precauciones adicionales ante este tipo de brotes y seguir estrictamente las recomendaciones sanitarias públicas.

En el resto de la población, las infecciones por virus de tipo gripal suelen cursar con síntomas más o menos leves que remiten por sí mismos en unos 10 días. Aun así, puede ser recomendable, para reducir la probabilidad de experimentar algún proceso infeccioso que menoscabe en algún grado nuestra salud, adoptar estrategias personales de protección, extremar las medidas de higiene y recurrir a algún complemento alimenticio que refuerce nuestro sistema inmunitario mediante ingredientes naturales.

Dentro del catálogo de Equisalud existen distintas alternativas para fortalecer nuestras defensas:

  • Retroviu , de la línea Internature, formulado a base de extracto de jara rosa, olivo, vitamina C, zinc y Lactobacillus rhamnosus. La sinergia de estos componentes proporciona un apoyo defensivo frente a diferentes agentes infecciosos de predominio viral y bacteriano, lo que cobra importancia en épocas de resfriados y gripes o en personas con el sistema inmunitario débil.
  • Holofungi® AHCC Plus, de la línea Holofungi, formulado a base de AHCC y betaglucanos. Se trata de un complemento alimenticio producido a partir del micelio de los hongos shiitake, que contiene una mezcla de polisacáridos, aminoácidos
  • Lipolife® Gold Vitamina C, de la línea Lipolife, es una vitamina C de máxima absorción y biodisponibilidad gracias a la tecnología de liposomas. La vitamina C constituye un refuerzo del sistema inmune de primera línea, además de tener un gran poder antioxidante. Es un micronutriente esencial, es decir, que el organismo humano no lo puede fabricar por sí mismo, por lo que necesitamos obtenerlo de fuentes externas. Un efecto secundario de esta vitamina es la producción de molestias intestinales, como diarrea, cuando se supera cierta dosis. La formulación en liposomas de Lipolife® Gold Vitamina C evita este problema, porque permite transportar directamente la vitamina C hasta las células que la necesitan, impidiendo la degradación del nutriente en su recorrido por el aparato digestivo y garantizando una máxima absorción y biodisponibilidad donde se necesita, minerales y betaglucanos de levadura de cerveza. Estos componentes aumentan significativamente la respuesta inmune.

En resumidas cuentas: hay que protegerse del coronavirus y de todos los virus en general, este año y todos los años. Afortunadamente, existen complementos alimenticios que nos pueden ayudar, en estas situaciones, a mantener un estado de salud óptimo.

Blog Equisalud

Noticias

Suscribete